Dramático momento donde un participante de Got Talent de España casi muere ahogado

ADVERTENCIA DE IMAGENES SENSIBLES


El ilusionista Pedro Volta, que ya había sido noticia hace un año porque le sucedió algo similar cuando hizo el mismo número en una actuación en la calle, estuvo a punto de perder su vida.

La edición española de este viernes de Got Talent casi termina en tragedia. Es que el ilusionista Pedro Volta, que ya había sido noticia hace un año porque le sucedió algo similar cuando hizo el mismo número en una actuación en la calle, casi muere ahogado en vivo.

En ese entonces, estuvo cuatro minutos en paro cardiorrespiratorio después de perder el conocimiento al minuto y medio de comenzar el reto. Anoche, buscó el pasaje a la final del concurso de la señal Telecinco con el mismo número que estuvo a punto de costarle la vida.

Volta se sumergió con una camisa de fuerza en un tanque de agua. Logró deshacerse de ella, agarró las llaves y abrió uno de los candados, pero pasado el umbral del minuto y medio, no pudo seguir. El participante tuvo que sacar su cabeza por la parte de arriba del tanque, tomó aire y perdió el conocimiento, ante la mirada atenta de la gente que estaba en el estudio, de los jurados -Paz Padilla, Dani Martínez, Edurne y Risto Mejide- y de todo un país que lo seguía en vivo por televisión.

En las imágenes, se pudo observar que sufrió convulsiones mientras trataba de tomar aire.

Rápidamente, productores del programa y sus asistentes personales le sujetaron la cabeza al tiempo que le pidieron que mantuviera la calma y siguiera tomando aire. Luego de unos instantes, los médicos que se encontraban en el estudio de TV lograron que recuperara la consciencia y saliera del tanque de agua por sus propios medios.

“Ahora estoy bien. Es un reto muy difícil y he estado a punto de conseguirlo. He intentado aguantar más tiempo para hacer más timing. Todo estaba controlado, no se preocupen. No me juego la vida porque tengo un gran equipo de profesionales y hemos trabajado un mes y medio", manifestó Volta luego del episodio.


Y agregó: "Lo que sí les puedo decir es que este número no lo voy a hacer más porque creo que he conseguido lo más importante, superar mi miedo. Me he metido aquí y lo he hecho. La magia es un arte maravilloso. Los magos no estamos locos, intentamos superarnos. Y, lo más importante, el mago quiere sorprender al público e ir un poco más allá”.

Pedro Volta había tenido una situación similar en el pasado:

Te podría interesar

Deja tu comentario